Escapada a Pollença: un plan para desconectar

Pollença es el municipio más septentrional de Mallorca, bello pueblo de interior y puerto de mismo nombre de largo paseo, bellas playas y calas, destino ideal de vacaciones de millones de turistas que lo visitan en temporada alta. Sin embargo llegado el mes de octubre el pueblo se va vaciando y sólo quedan sus habitantes, algunos turistas, pero ya menos y los que vivimos en la isla para disfrutar de su belleza, su encanto, su paseo por calles con historia, su gastronomía y descubrir algún rincón o lugar que aún no conozcamos. Esta es una mis mayores pasiones, disfrutar de todas las posibilidades de esta isla durante todo el año,por ello, quiero compartir con vosotros un plan para desconectar y salir de la rutina del día a día en Palma o donde viváis. Os dará la sensación de que os habéis ido durante sólo 24h de la isla y de paso desconectaréis de todo un poco y pondréis más en práctica eso del #slowlife #slowfood y #slowlove que está tan de moda y que es tan necesario para volver a valorar los pequeños detalles de esta vida. 

Escapada a Pollença

 

Posada de Lluc

La propuesta de este plan nace de César, dueño del Restaurante Can Costa, que en colaboración con la Posada de Lluc oferta un plan de escapada para residentes en la que incluye: noche en la Posada de Lluc, cena con menú degustación en el restaurante y desayuno incluido en la habitación, todo por 139 euros para dos personas. Vi esta oferta en el Facebook del Restaurante Can Costa y se lo comenté a mi Juan, nos gustó el plan y nos dijimos que “nos merecemos una escapada así para los dos”, porque muchas veces nuestros días libres aunque hacemos excursiones y cosas por la isla pero no lo disfrutamos igual, cuesta desconectar de todo, sobre todo yo que siempre tengo trabajo que hacer con el ordenador. Este tipo de planes para residentes me parecen estupendos porque todos nos merecemos un capricho o tenemos una ocasión especial que celebrar y para cambiar y salir de lo mismo es una idea excelente. Eso pensó César para la gente que por ejemplo vive en Palma, que subir a Pollença sólo para cenar no era buen plan, si ofertaba también noche de hotel ya era un plus para atraer a gente, y al menos con nosotros le ha funcionado. Hablando con él cenando en su restaurante nos contó que se dedica a la hostelería desde niño, que es su pasión y que lo suyo es hace disfrutar al cliente. Por ello están pensando en abrir próximamente en Palma ( zona Pont de Inca nos dijo) un restaurante Can Costa en una antigua casa que tiene patio interior y que seguro que merecerá la pena, esperemos que este proyecto llegue a buen puerto.

Escapada a Pollença

El plan comienza por la mañana, dirección a Pollença en un día todavía soleado y de buena temperatura en nuestro noviembre mallorquín. Llegamos a la Posada de Lluc, un pequeño hotel rural situado en el Carrer del Roser Vell, una casa mallorquina convertida en posada, cuidada al mínimo de detalles antiguos, decorada con gusto, de servicio cuidado, como si estuvieras en casa. Esta pequeña posada tiene tan sólo 8 habitaciones dobles personalizadas y con buen gusto, ofrece unos deliciosos desayunos y también tiene piscina, ideal para verano. Un lugar para los que quieran disfrutar del buen trato y de la tranquilidad.

Escapada a PollençaEscapada a Pollença

Escapada a PollençaEscapada a Pollença Después de alojarnos nos fuimos a dar un paseo por la ciudad, ahora vacía, tan sólo los que viven aquí, hay muchos sitios que están cerrados y que sólo abren por temporada, pero igualmente pasear por Pollença es un buen plan, tiene mucho encanto y por supuesto no os podéis ir sin subir al Calvari, vistas únicas del pueblo y de la montaña que al fondo está el Puig de María, excursión muy recomendable. Si vais a comer en Pollença os recomiendo el Club Pollença situado en la plaza, tienen menús económicos y caseros por 10 euros, súper bueno. Después de comer y pasear nos fuimos al Port de Pollença, uno de mis preferidos de la isla.  Escapada a Pollença

Escapada a PollençaEscapada a Pollença

Escapada a Pollença

Ya por la noche disfrutamos del menú degustación en el Restaurante Can Costa, un menú de 4 platos y postre, no incluye la bebida, os lo digo de antemano, y que todo estaba muy bueno: tartar de atún, huevo poché con puré de patata y aceite de trufa, corbina con verduritas y carrillera con patatitas, de postre mini-tartita a los dos chocolates y helado de mango.Todo estaba muy bueno, la verdad, pero lo mejor y que más me gustó fue la atención de César, de la mujer y la camarera, el local, pequeño, de pocas mesas y decoración muy bonita, además todo ello amenizado por un grupo de Jazz en directo, algo que llevan haciendo desde hace meses y que les funciona muy bien, nos dice César, la verdad que la cena fue muy agradable, además a nosotros el Jazz nos encanta.

Escapada a Pollença

Gran velada y noche de relax y descanso en la Posada de Lluc, la habitación como veis es muy chula, de cama doble y se duerme muy bien, no os cuento lo bien que sienta un baño de espuma en esa bañera, desde luego cosas sencillas pero que no hacemos a diario y que a mi me sirvieron mucho para desconectar de todo. En tan sólo 24h de escapada tenía la sensación de haberme ido de la isla y estar fuera, pero fijaos, estos planes los tenemos aquí, sino es este es otro, pero hay que aprovechar lo que tenemos para que la isla tenga movimiento y siga impulsándose el turismo durante todo el año.

Escapada a Pollença

Y este es el buffet desayuno en la Posada de Lluc, esto y mas cosas, todo muy bueno y con una gran atención, sobre todo con mucha tranquilidad, que es como más se disfrutan las cosas. Ya al día siguiente amaneció nublado, viento y lluvia, el invierno en la isla llega de golpe y tocó esta mañana de sábado 21 de noviembre, a pesar de ello subimos al Calvari para disfrutar de las vistas de Pollença.

Escapada a Pollença

Y hasta aquí nuestro plan de escapada a Pollença, un plan muy recomendable para residentes, desde luego que merece la pena. Y os lo cuento porque me apetece, porque disfruté mucho, porque muchos ya me habéis preguntado…pero vamos, que no he ido de invitada, ni me ha pedido el de Can Costa o la mujer de la Posada que escribiera de ello, este nos es un post patrocinado, es un plan mío personal pero que forma parte de mi manera de disfrutar la isla y de compartir cosas, planes o lugares….de eso va este blog, ya lo sabéis amigos, se trata de compartir y de disfrutar juntos de Mallorca.

Escapada a Pollença

 

FOTOS DE LA ESCAPADA A POLLENÇA

 

2 comentarios

  • Hola! Hacia tiempo que no escribia por aquí. Con este post, me has adivinado el pensamiento, porque llevo un tiempo que me apetece una escapada para desconectar y ya lo he encontrado. Es bueno esta iniciativa porque así los residentes podemos desconectar y disfrutar de la tranquilidad de la isla en invierno. Es una pena no conocer estas promociones ya que muchas veces no nos enteramos. Si alguien sabe de alguna más, lo puede compartir con nosotros. Saludos!

    • Estimada Maria: mil gracias por comentar de nuevo en el blog, me alegro que te guste este plan, a mi chico y a mí nos gustó, fue una escapada especial de desconexión, y con estas ofertas los residentes disfrutamos de la isla. Espero que disfrutes y lo pases bien, si te enteras de más planes comparte, yo también lo haré 😉 un besote

Tu opinión es importante: deja un comentario