De paseo por la Judería de Arjona

Amanece desde el ático del paseo General Muñoz Cobo una mañana de estos días navideños en los que como cada año vuelvo a mi casa para disfrutar del calor de los míos. Desde este lugar las vistas de Arjona son únicas, se ve todo el paseo principal del pueblo, la Iglesia de San Martín, en honor a San Martín de Tours que data del siglo XVI, desde entonces una larga historia guardan sus muros y recuerdos de infancia y vivencias para todos los Arjoneros.

Los amaneceres y atardeceres desde este lugar son un privilegio incluso cuando hay nubes, al fondo la campiña con ese mar de olivos rodea y protege las casas blancas de este pueblo jiennense por el que de nuevo os invito a dar un paseo, en esta ocasión por el barrio judío y su preciosa Iglesia del Carmen, que también nos guarda una historia.

Panorámica de Arjona

Panorámica desde el ático del paseo General Muñoz Cobo. Foto de Juan Ramos

Comenzamos el paseo desde mi calle, la calle el Sol, situada en el barrio de San María donde he crecido y donde para mi familia y mis vecinas soy “la Mari Tere”. Siempre que voy a mi pueblo me gusta callejear y pasar por sitios que hace mucho no paso, y esta mañana para empezar a practicar con la cámara de mi chico nos decidimos irnos a un barrio que se ha visto trasformado: el barrio judío. El ayuntamiento de Arjona ha realizado una gran labor cuidando las calles, las casas de piedra, rehabilitando la zona para que ahora veamos como era antes este barrio judío, con unas vistas siempre al mar de olivos, por sus calles estrechas cuidadas y decoradas con macetas que tanto encanto tienen, ideal para perderse con ellas cámara en mano.

Arjona

La calle el Sol comunica con San Juan, donde se encuentra la Iglesia del mismo nombre ahora en reconstrucción y rehabilitación gracias a la gran labor y esfuerzo que todos los Arjoneros están haciendo para que dichas obras se lleven adelante y el templo no se viniera abajo. Mi pueblo siempre se une en los momentos difíciles, siempre ha sido así, es un sentimiento Arjonero que todos llevamos dentro. No dirigimos ahora al barrio judío, hay que retroceder en el tiempo a la Arjona judía, mora y árabe para imaginarnos como era en aquellos tiempos estas calles de detrás de la torre de San Juan, donde antes había una sinagoga.

Arjona

Justo al lado de esta entrada se encuentra la puerta de acceso a la Cripta del Barón de Velasco, un tesoro espectacular de Arjona, se trata de un panteón familiar del BarónVelasco que encargó la obra a Antonio Flórez Urdapilleta y al maestro italiano Giovanni, bajo la capilla del Templo de San Juan ( 1920-1930). Es una cripta espectacular de mármol y teselas doradas de estilo bizantino de la que ya os enseñe fotos en otros post de Arjona. Ahora caminamos por esta calle que nos lleva a un bonito mirador, aquí nos recreamos haciendo fotos.

Otro rincón bonito de Arjona para visitar, lo divertido de este paseo fue que mi sobrino Adrián pasaba por estas calles por primera vez, a sus 4 años su manera de explorar es diferente, todo lo llamaba la atención y sus comentarios eran para morirse de risa. El  mundo de los niños es tan diferente y especial que cosas tan simples como pasear por el pueblo puede ser algo mágico. Ahora nos dirigimos por detrás de San Juan hacia el barrio del Carmen, nos espera la famosa torre donde hay una igual en Granada, la Iglesia de Santa Ana, de origen mudéjar y al pie de la Alhambra.

Arjona

Cuando estas fuera de tu pueblo desde hace ya muchos años y vuelves todo lo ves de manera diferente, valoras más cada paseo, por cada calle que pasas, descubres rincones que nunca antes te habrías fijado jamás, ¿ porque será que no valoramos lo que tenemos? Tenemos que salir fuera para entonces darte cuenta del tesoro que tienes en tu tierra, empezando por tu familia y los amigos de siempre hasta las costumbres y tradiciones de Arjona, os aseguro que yo lo valoro todo ahora mucho más y cada cosa que para los que allí viven es algo rutinario para mi es el mejor de los planes, porque cuando estas fuera, por muy bien que estés,yo estoy muy bien en Mallorca, pero echas de menos donde te has criado, la tierra tira, ya lo dicen.

Visitar Arjona merece la pena, una ciudad entre olivos con costumbres, historia, tradiciones, un lugar ideal donde desconectar y descubrir las tierras del sur. 

FOTOS:

– FOTOS DE ARJONA AQUÍ. 

2 comentarios

  • increíble esta entrada del blog hermanita!!! me encanta, las fotos son geniales y el relato…se ponen los “pelos de punta”. Sigue así, con un trabajo maravilloso en este blog. Arjona merece la pena!!

    • Muchas gracias Hermanita por ser mi fiel seguidora 😉 me hace mucha ilusión que me comentes y que te guste, lo hago con ilusión y porque me gusta, además lo que escribo me sale de dentro, ya sabes mi Amor por nuestra Arjona, ojalá se haga mucha difusión y venga el turismo a Arjona. Un besote Mikito

Tu opinión es importante: deja un comentario